PORTAL - FORO - BLOG - TIENDA |
Imprimir E-mail Compartir

Lo que no sabías de El quinto elemento

Corría el año 1997, y Luc Besson (con 38 años), y que según dicen llevaba desde los 16 gestando el guión de esta película, estrenó El quinto elemento: un film que merece un lugar privilegiado en cualquier listado de películas icónicas de los 90 que se precie.



Este film francés de tintes Hollywoodienses (debido a la coproducción con EEUU), fue seleccionado para abrir el Festival de Cannes, y resultó ser un éxito rotundo de taquilla.
Actualmente, esta película (que recaudó 263 millones de dólares habiendo costado 80), es considerada una cinta de culto dentro del género de la ciencia ficción, y claro referente del cyberpunk (sin olvidar además, sus arrebatadoras dosis de acción y una comedia muy bien llevada, por supuesto).

Con Bruce Willis, Gary Oldman, Ian Holm y Luke Perry, entre otros tantos rostros conocidos, el film supuso el salto a la fama de la por entonces desconocida Milla Jovovich, aunque cinco años atrás, ya había protagonizado la sensual 'Regreso al lago azul' (una segunda película de otra previa de Brooke Shields).

Aunque las películas de Luc Besson se consideran francesas, tanto las localizaciones de las mismas, como los intérpretes, -pasando por los lugares donde se desarrolla la trama y el idioma original hablado-, son más propios de producciones hollywoodienses.
No en vano, Besson es considerado el cineasta francés más internacional.
 'El quinto elemento' supuso el salto integral en este sentido, con la mayoría de actores norteamericanos y un argumento que transcurre en Nueva York.
Cuando fue filmada, 'El quinto elemento' se convirtió en el film más caro de la historia rodado fuera de EE.UU.

Inicialmente, Elizabeth Berkley (Kelly en 'Salvados por la campana') iba a interpretar el papel de Leeloo, pero tras el fracaso de 'Showgirls' (film en el que era protagonista), los estudios desestimaron esta opción.

Bruce Willis tampoco fue la primera opción. El actor predilecto de Besson era Jean Reno, que estuvo a punto de hacer de Korben Dallas. Debemos el afortunado cambio a los productores.

La explosión del crucero, fue la de mayor envergadura filmada hasta entonces dentro de un estudio. El fuego resultante excedió las previsiones y estuvo a punto de salirse de control.

Otro dato muy curioso es que el lenguaje que habla Leeloo, fue inventado por el propio Besson y refinado por Milla Jovovich, que lo adaptó utilizando sus dotes políglotas (por entonces, hablaba cuatro idiomas). Hacia el final de la filmación, el cineasta y la actriz eran capaces de tener conversaciones completas en este nuevo idioma.

Pero el quinto elemento no se libró de la polémica:
Aunque Luc Besson siempre ha asegurado haber escrito el guion de la película durante sus años de enseñanza preuniversitaria, el film fue acusado de plagio ante los tribunales. Los denunciantes fueron Moebius y Alejandro Jodorowsky, creadores del cómic 'El Incal', del que, según ellos, había sido copiada la película.
Con más de un millón de ejemplares vendidos, traducido a más de veinte idiomas, y reeditado innumerables veces, es el cómic europeo más divulgado de la Historia del cómic, desde 1980 hasta la actualidad.

Muy bien, vamos a hablar un poco de la película en sí:
En el siglo XXIII, los aeromóviles zumban a través del aire, los policías son tan incompetentes como siempre, el nivel del agua del Puerto de Nueva York ha caído dramáticamente, y el Presidente de los Estados Unidos es afroamericano. Se ha alcanzado la velocidad de la luz, y se han descubierto y poblado otros mundos. Y la Tierra gobierna un conglomerado de sistemas estelares, los "Territorios Federados".
Pero en el espacio, nuestro planeta es amenazado por una especie de planeta maligno resplandeciente que parece extenderse y amenazar la seguridad del planeta...
En la Tierra, Korben Dallas (Bruce Willis), es un taxista de Nueva York  que sale de su apartamento para trabajar... cuando súbitamente, se topa con una enigmática chica que huye de las autoridades (la llamada Leelo, encarnada por Milla Jovovich). Y claro, la ayuda (pero porque está buena, no por otra cosa; seamos realistas).

A todo esto, Zorg (Gary Oldman), es un financiero cruel y sediento de poder que ha cerrado un trato con el maligno, y quiere darles dará caza.
Curiosamente, es una de las pocas películas en donde el héroe y el villano no tienen contacto de ningún tipo (no comparten escena).

Y enmedio de del tinglado, hay el padre Cornelius (Ian Holm), que ayudará a Leelo y a Korben en su escapada.
Bueno, hay más personajes, pero los dejo para que los descubráis (por si no habéis visto la película: cosa improbable).

En esta película, podríamos destacar también que el diseño de vestuario fue desarrollado por el célebre Jean-Paul Gaultier (y resulta realmente llamativo).
Sus estupendos efectos especiales corrieron a cargo de Digital Domain (una empresa conocida por la creación de imágenes digitales de alta tecnología para películas, publicidad en televisión, medios interactivos visuales y la industria del videojuego, y que fue fundada por James Cameron y dos tipos más)

Y este análisis estaría incompleto, si no dijese también que la película contiene un mensaje moral para reflexionar.
Por cierto, el nombre entero de Leloo es Leeloo Minai Lekarariba-Laminai-Tchai Ekbat De Sebat. No sé que se fumaron, pero se llama así.
¿Has visto esta película? ¿Te gustó?
¿No la has visto? ¿A qué esperas?

Powered by JReviews