PORTAL DE CIENCIA Y FICCIÓN

Películas de ciencia ficción de Arnold Schwarzenegger

Películas de ciencia ficción de Arnold Schwarzenegger

  
 
5.0 (1)
449  
Escribir Opinión

Arnold creció en el seno de una estricta familia católica que asistía a misa todos los domingos. De niño jugaba al fútbol, practicaba boxeo y hacía atletismo, y un buen día dijo a sus padres que «quería ser el más fuerte del mundo». Así fue como con 15 años, empezó a dedicarse al culturismo ganando el título de Mr. Universo a los veinte. Luego encadenó siete victorias en la competición de Mister Olympia entre 1970 y 1980.
Schwarzenegger ganó fama mundial gracias a Conan el Bárbaro del 1982, un éxito de taquilla que dio lugar a una secuela. Y a partir de aquí, entramos en sus películas de ciencia ficción.

El 1984 Arnold protagonizó Terminator de James Cameron, una película con solo 6'4 millones de presupuesto que recaudó más de doce veces lo que costó. Aunque hay discrepancias, según la wikipedia la idea de un cyborg asesino salió de unas pesadillas que tuvo Cameron estando enfermo y dos episodios de la serie The Outer Limits, e inicialmente, a Schwarzenegger se le ofreció el papel de Kyle Reese (el bueno de la película). Pero debido a su insistencia se dieron cuenta que su aspecto se adaptaba mejor al papel del T-800.
En un principio Cameron no estaba interesado en trabajar con Arnold r ya que lo consideraba un mal actor, pero una cena con él le hizo cambiar de opinión.

3 años más tarde, en 1987, el actor austríaco protagonizó Depredador encarnando al mayor "Dutch".
En un principio el papel del Depredador iba a ser interpretado por Jean-Claude Van Damme para dotar a la criatura de unos movimientos ágiles, pero cuando se realizaron comparaciones de altura y tamaño respecto al resto de actores, quedó claro que se necesitaba un actor de más altura.
El rodaje de la película fue bastante infernal. Según Schwarzenegger, la película requería mucho esfuerzo físico, él tenía que nadar en agua muy fría, hasta con sanguijuelas, y pasó tres semanas cubierto de barro para la escena final. La película costó unos discretos 15 millones de dólares y acabó recaudando más de 98 millones.

Ese mismo año, en 1987, Arnold también protagonizó The Running Man o Perseguido encarnando al preso Ben Richards que debía escapar de asesinos profesionales en un show televisivo macabro.
La cantidad de violencia que aparece en pantalla hizo que el director y los productores estuvieran en continuo conflicto con el estudio de cine para que esta fuera reducida.
En el borrador original el papel principal correspondía a un hombre de familia normal y corriente que lucha por su hija, pero cuando Arnold se hizo cargo de ese personaje tuvieron que cambiar el guion debido a que no daba con ese perfil.
La película contó con 27 millones de dólares de presupuesto y recaudó 38 millones.

En Total Recall (del 1990), la historia se centra en Douglas Quaid, quien tiene un sueño recurrente sobre un viaje a Marte y compra unas vacaciones al Planeta Rojo donde venden recuerdos implantados. Esta cinta que recaudó 261 millones dólares costó 65 millones, y por lo visto a Arnold no le gustó nada el primer tráiler porque según él, el avance hacía parecer a la película como algo de bajo presupuesto.
Arnold Schwarzenegger enseguida mostró interés en protagonizarla, pero Dino De Laurentiis, el productor que se había hecho con los derechos, se negó, eligiendo a Patrick Swayze para el papel protagonista. Cuando estaban construyendo los sets del decorado, la compañía De Laurentiis se declaró en quiebra y luego Carolco sí lo aceptó.
Desafío Total fue una de las últimas películas de Hollywood en hacer uso a gran escala de efectos especiales a base de miniaturas en lugar de tirar de imágenes generadas por ordenador.

Pasamos al año 1991, con Terminator 2: el juicio final. Esta película escrita, producida y dirigida por James Cameron fue un éxito de taquilla, llegando a recaudar 519 millones de dólares. Costó 102 millones, siendo la producción de cine más cara hasta el momento de su estreno.
Arnold ya era toda una estrella y su caché iba en aumento. Por este film, el intérprete percibió un total de 15 millones de dólares pese a las pocas palabras de su personaje. Por cada palabra que salió de su boca se embolsó 21.429 dólares.
A pesar de que la película tuvo una clasificación R, se lanzaron numerosos juguetes para niños y este merchandising fue todo un éxito.
No sé si sabéis que Linda Hamilton tiene una hermana gemela a la que mundo del cine no le atrae lo más mínimo. Pese a ello, aparece en la película cuando el T-1000 adopta la forma de Sarah Connor.
Terminator 2 no fue la primera película en usar efectos digitales, pero sí representó el empujón definitivo al uso generalizado de esta técnica.

Nueve años después, en el 2000, Arnold regresó a la ciencia ficción con la película El sexto día. En ella encarna a un piloto de helicóptero que ve como al regresar a casa para estar con su familia, ha sido suplantado por un clon. Lo que no saben los perpetradores de tal engaño es que han clonado al hombre equivocado.
La película no fue muy bien en taquilla y tampoco se la considera un gran trabajo en las webs de cine.
Por lo visto, Kevin Costner rechazó el papel de Arnold por problemas de agenda.
Pese a ser rodada en el 2000, está ambientada en 2015 y, como suele pasar con muchas películas de ciencia-ficción futuristas, es muy complicado que las predicciones se conviertan en realidad (a veces, porque ni si quiera hay intención de ser realistas), no obstante, atinó en dos aspectos: predijo las pantallas planas y los coches autónomos.
El sexto día tuvo un presupuesto de 82 millones de dólares y solo recaudó 61 millones y medio.

El 2003 vino Terminator 3: La rebelión de las máquinas, una película que decepcionó a muchos pero que recaudó más de 433 millones de dólares.
Arnold Schwarzenegger se rompió 6 costillas en un accidente de tráfico antes de empezar a rodar la película, y para más mala suerte, la escena en la que coge el ataúd de Sarah Connor con una mano y con la otra dispara, le supuso una lesión en el hombro por la que tuvo que ser operado.
La cinta no llegó al nivel de las anteriores, pero según cuenta Schawrzenegger, si la película respondía en taquilla no habría ningún problema para que se hiciesen más películas.

Así, la siguiente película fue Terminator Salvation, pero en ella Arnold no aparece realmente.
Luego vino Terminator Génesis, del 2015,en la que volvía a interpretar el papel de T-800.
Algunos se preguntaban sobre la apariencia que iba a tener Terminator en esta entrega, pues la edad de Arnold ya era notoria. Sortearon este percance explicando en la película que en el momento en que fue fabricado, su piel se creó a partir de tejidos humanos, por lo que también tiene la cualidad de envejecer.
De nuevo la acogida no fue demasiado entusiasta, pero la cinta recaudó más de 440 millones de dólares.

Lejos de la excelencia de las dos primeras películas pero seguramente espoleados por las buenas recaudaciones, la saga volvió en 2019 con Terminator: Destino oscuro, la última película de ciencia ficción de Arnold Schawrzenegger hasta la fecha.
A pesar de los guiños al pasado y tirar de nostalgia, la cinta no acabó de convencer. Pero ojo, como todas las películas de esta saga (incluso las más flojas), aprueba en las webs de cine por parte de los espectadores.
Sin embargo, es una realidad el enfado y desencanto de muchos por esta propuesta. Y es que la continuidad de la saga se hacía pedazos con esta entrega.
Además, el perfil humanizado el T-800 en esta película causó mucho disgusto. En realidad no era algo nuevo, pues un T-800 ya ejerció como padre del pequeño John como reflexionaba la propia Sarah Connor en Terminator 2, pero con Génesis quizá fueron demasiado lejos.
Sin embargo, es de aplaudir su estado de forma y que con 72 años todavía pudiese rodar dignas escenas de acción.
Terminator: Destino oscuro tuvo un presupuesto de 185 millones de dólares y recaudó 261 millones, quedando lejos de las ganancias habituales de esta franquicia.

¿Qué te parecen las películas de ciencia ficción de Arnold?
¿Cuál es, según tú, su mejor trabajo? ¿Y el peor?

Opiniones de los usuarios

1 opiniones

 
5.0  (1)
Asignar una puntuación (mientras más alta mejor es)
5
Comentarios
 
5.0

Genial reseña!

Todo mundo sabe que Arnold no se llevara un Oscar a mejor actor, pero cumple con su papel, un icono del cine de acción y ciencia ficción, para mí, su mejor papel fue el de terminator 2.

Fue útil la opinión?