PORTAL DE CIENCIA FICCIÓN

Logran entrelazamiento cuántico en objetos macroscópicos

Logran entrelazamiento cuántico en objetos macroscópicos

  
 
0.0 (0)
277  
Escribir Opinión

Ya habéis visto por el título del artículo, que esto va de entrelazamiento (que por si no lo sabíais, es algo que se había asociado hasta ahora única y exclusivamente al mundo microscópico de las partículas fundamentales.
Esta propiedad cuántica se basa en que dos partículas pueden estar como unidas (o relacionadas), de tal modo que lo que hagas a una de ellas, automáticamente se verá reflejado también en la otra (sea cual sea la distancia que las separe: incluso, si se encuentran en extremos opuestos del universo). 

Claro, la pregunta obvia es la siguiente: ¿Cómo es posible (a trabes de qué forma de comunicación), entre las dos partículas, es posible que se realice este enlace? ¿Cuál es el vehículo a través del que esa información corre? ¡Pues no lo sabemos!

 

Einsten lo denominaba acción fantasmal a distancia, y le causó verdaderos quebraderos de cabeza. Porque la velocidad máxima a la que puede viajar cualquier cosa en el universo es la velocidad de la luz, y esta conexión instantánea entre partículas desafía la razón y las ecuaciones de la física.
Einstein murió sin haberse confirmado del todo tal fenómeno, pero desde hace ya algún un tiempo sabemos que efectivamente, se da.

Hasta hace poco las reglas del macrocosmos estaban claras, y teníamos ecuaciones para calcular, prever movimientos, etc. Los aportes de Einstein y Newton (entre otros) en este campo fueron notorios, y las cosas eran lógicas e intuitivas: Lo que veíamos, era simplemente lo que existe.

Pero la reciente teoría de la mecánica cuántica, desballestó esa concepción determinista de las cosas. En el sustrato cuántico, las cosas son muy raras:

Una partícula está en muchos sitios a la vez, y es solo cuando la observamos (o la medimos), que aparece en una única posición. Es incorrecto decir fehacientemente que aquí existe un átomo en tal lugar, pues en realidad está en muchos otros sitios. Solo al observarlo, es cuando colapsa en función de onda y se nos manifiesta como algo concreto.
Suena raro, pero en el mundo cuántico todo se presenta en forma de probabilidades, de modo teórico (podríamos decir), y lo que vemos, es solo un ejemplo más de lo existente.
El sustrato de nuestro universo parece ser en realidad esas unidades de información cuántica probabilística, a partir de la cual se genera nuestra realidad (la que observamos), pero hay muchas otras paralelas a la nuestra (aunque no las percibamos): Serían como universos paralelos. Pero no nos andemos más por las ramas...

Una de las rarezas más enigmáticas de la cuántica, es el entrelazamiento que explicaba al principio (y lo asombroso es que ahora, esa propiedad que se suponía únicamente perteneciente al mundo microscópico, ha sido reproducida en un objeto de dimensiones macro).

Al lío:
Gracias al trabajo de un equipo internacional de investigadores dirigido por Mika Sillanpää, de la Universidad de Aalto en Finlandia, el entrelazamiento cuántico, en efecto, ha abandonado por primera vez el ámbito de lo subatómico para pasar al de los objetos macroscópicos.
En un artículo recién aparecido en Nature, los científicos aseguran haber conseguido vínculos cuánticos (cierta forma de entrelazamiento), entre pares de objetos oscilantes fácilmente visibles con una lupa.

Aunque los objetos entrelazados apenas tenían 15 micras de diámetro, se trata de un paso de gigante que abre las puertas al desarrollo de toda una nueva generación de tecnologías.
En su experimento, los investigadores lograron llevar los movimientos de dos "osciladores" (dos pequeñas láminas de aluminio), que vibraban como pequeños tambores en un chip de silicio, al son de haces de microondas a un estado de entrelazamiento cuántico.
Los objetos en el experimento, aunque pequeños, son verdaderamente enormes en comparación con la escala subatómica. De hecho, las láminas circulares tenían un diámetro similar al ancho de un cabello humano.
Los campos electromagnéticos en el circuito, se utilizaron para absorber todas las perturbaciones térmicas y dejar solo las vibraciones cuánticas.

Para sorpresa de los investigadores, el experimento permitió que el estado de entrelazamiento persistiese durante media hora (un periodo de tiempo extraordinariamente largo para esta clase de fenómenos). Según Sillanpää, tales entrelazamientos podrían durar para siempre.

Como veis esto es complejo, y no se trata de la idea común que tenemos de entrelazar dos objetos materiales y mimetizarlos, pero en el futuro, intentarán teletransportar vibraciones mecánicas (para empezar a desarrollar el típico teletransporte a lo Star Trek que todos tenemos en mente). Todavía queda mucho, pero ahora, estamos un poco más cerca...

Hoy en día el entrelazamiento es considerado una piedra angular de la mecánica cuántica, y una pieza clave para desarrollar nuevas tecnologías (tanto en computación, como en telecomunicaciones).
Este logro abre las puertas a nuevos tipos de tecnologías cuánticas, en las que los objetos entrelazados podrían usarse como enrutadores o sensores.
El hallazgo también permite nuevos estudios de física fundamental en, por ejemplo, la interacción poco comprendida entre la gravedad y la mecánica cuántica.

Este descubrimiento no es el único que revela nuevas propiedades del entrelazamiento cuántico. Investigadores norteamericanos comprobaron recientemente por vez primera, que el entrelazamiento cuántico funciona también en un sistema biológico.
Entrelazaron la polaridad de dos fotones liberados por una proteína y al separarlos, mostraban la misma polarización. Este hallazgo abre la puerta a ordenadores cuánticos construidos sobre base biológica (y nuevos territorios para la investigación sobre sistemas vivos).

El entrelazamiento es la base de tecnologías en fase de desarrollo, tales como la computación cuántica, la criptografía cuántica, o la teleportación cuántica. Sin embargo, es extremadamente frágil y hasta ahora sólo se había observado en sistemas microscópicos.
Pero estas nuevas investigaciones demuestran que se puede generar y detectar el entrelazamiento cuántico entre objetos más grandes

Con las actuales comunicaciones por radio, una señal viajando a la velocidad de la luz tarda largo tiempo en llegar a su destino (algo que no resulta demasiado práctico, para las misiones espaciales). Todas estas investigaciones, por ejemplo, nos acercan a un... ¡Sistema de comunicación instantáneo!
Las distancias entre las naves del futuro, no serían ya un problema para comunicarse (y se abriría todo un mundo de posibilidades).

¿Has entendido lo del entrelazamiento macro que han hecho?
No es fácil, la verdad... Pero mola, ¿No?
Te imaginas las posibilidades que se abren, si las propiedades del mundo cuántico pueden ser aprovechadas en lo macro?

Fuentes:

Opiniones de los usuarios

No hay opiniones para este listado.
Asignar una puntuación (mientras más alta mejor es)
5
Comentarios